Publicado el 25 de Oct, 2021

“El inmenso corazón de San Esteban”: Municipio construyó contenedor de tapitas para ir en apoyo de los niños con cáncer

  • La iniciativa fue gestionada en conjunto con la Agrupación Sin fines de lucro
    “Chicas de Calipso”, quienes vaciarán y trasladarán las donaciones.


Durante la mañana de este lunes, se inauguró el “inmenso corazón de San
Esteban”, contenedor de tapitas plásticas de gran tamaño, construido por los
equipos municipales, y que tiene como finalidad ir en apoyo a las niñas y niños
con cáncer.


Esta gran obra, situada en plena Plaza de Armas, fue gestionada en conjunto con
la agrupación sin fines de lucro “Chicas de Calipso”, quienes serán las encargadas
de vaciar y trasladar las ayudas, a fin de que lleguen a las instituciones
correspondientes.


Por ello, el Alcalde Independiente Christian Ortega invitó a toda la comunidad a
apoyar a esta noble causa, que además de ir en directo beneficio de las personas
que lo requieren, también implica resguardar el medioambiente y fomentar el
reciclaje.


“Estamos muy contentos por entregar este corazón a la comunidad. Queremos
que todos nos ayuden a llenarlo. Quiero hacer un llamado a todos los vecinos para
que vengan a dejar sus tapitas, así ayudar a quienes lo necesitan. Además, quiero
agradecer el trabajo de nuestros funcionarios, quienes construyeron este gran
contenedor, que sin duda se transformó en el gran corazón de San Esteban”.
Asimismo, la autoridad comunal afirmó que están en conversaciones con otras
asociaciones, para generar otras instancias solidarias.


Por su parte, una de las participantes señaló que “la idea es que todos los vecinos se motiven
a llenar este corazón para ir en ayuda de los niños con cáncer. Nosotros nos
haremos cargo de vaciar el contenedor y transportar las patitas para llevarlas a
Santiago. Por eso, agradecemos enormemente el trabajo que realizó el municipio,
queremos felicitar al Alcalde Christian Ortega quien cumplió con su compromiso”,
destacó.


La nueva estructura estará ubicada permanentemente en la Plaza de Armas, para
así facilitar el acceso a quienes deseen reciclar y donar sus tapitas plásticas.